DIARIO DIGITAL DE INFORMACIÓN ECONÓMICA Y FINANCIERA -

Bancos | Relevo

Amado Franco deja la presidencia de Ibercaja

16_38_Amado_Franco.jpg

El banquero ha presentado en el consejo de administración de Ibercaja Banco su renuncia a la presidencia de la entidad, que asumirá el hasta ahora vicepresidente primero, Luis Aguirre.

Amado Franco lo anunció en una rueda de prensa tras el consejo de administración de la entidad en la que se han presentado los resultados de 2016 que ha calificado de "satisfactorios", al obtener un beneficio neto de 143 millones de euros, un 70 % más que el año anterior.

Tras 47 años en Ibercaja, Franco ha asegurado que deja la presidencia de la entidad financiera porque de estos puestos hay que irse cuando las cosas "van bien", cuando nadie te lo pide y cuando lo dejas en "buenas manos".

Beneficios

El margen de intereses acumulado entre enero y diciembre asciende a 567 millones de euros, un 10% inferior al del mismo período del año anterior. La presión que produce el presente marco de tipo de interés y la menor contribución del negocio mayorista explican íntegramente este descenso. De hecho, el margen de clientes minorista (diferencia entre el rendimiento del crédito y el coste de los depósitos) es del 1,27%, por encima del 1,21% del cuarto trimestre de 2015.

Las comisiones netas aumentan hasta 340,1 millones de euros entre enero y diciembre, lo que supone un 2,1% más que en el mismo período del ejercicio anterior. En particular, los ingresos procedentes de comisiones no bancarias se incrementan un 6,8%, impulsados por el excelente comportamiento de la gestión de activos (fondos de inversión y planes de pensiones) y de los seguros de riesgo.

Esta destacada aportación pone de manifiesto la ventaja competitiva diferencial de Ibercaja en la asignación del ahorro de sus clientes, con un peso mayor que el promedio sectorial en el mix de los productos fuera de balance gestionados por el Grupo Financiero, 100% propiedad del Banco.

En conjunto, los ingresos recurrentes (margen de intereses + comisiones) en el cuarto trimestre alcanzan los 232,3 millones de euros mostrando una tendencia creciente durante el ejercicio. Así, los ingresos del último trimestre fueron un 7% superiores a los del primero.

Los resultados por operaciones financieras (ROF) alcanzan los 169,5 de euros, un 97% más que en 2015, en gran medida procedentes de la realización de plusvalías en la venta de carteras de valores.

En el capítulo de otros resultados de explotación se contabiliza la plusvalía (69,3 millones de euros) obtenida con el traspaso a AKTUA de la filial de gestión y comercialización de la Entidad que tuvo lugar en febrero.

Los costes de explotación (652,2 millones de euros) disminuyen un 0,6% interanual, a pesar de que en los gastos generales se incorpora el coste de los servicios prestados por AKTUA como gestor de activos inmobiliarios del Grupo Ibercaja, en virtud del acuerdo estratégico firmado entre ambas compañías.

El resultado antes de saneamientos se sitúa en 478 millones de euros entre enero y diciembre, un 24% más que en el mismo período del año anterior.

La dotación a provisiones en el año se eleva a 413 millones de euros, un 41% superior a 2015. Este importe incluye tanto las provisiones específicas asociadas a créditos y adjudicados, que se reducen un 7,6% interanual, como las derivadas de la aplicación de la nueva regulación contable. Además, también incorpora 87 millones de euros en provisiones prudenciales, como aplicación de una parte del ROF y de los resultados extraordinarios originados en el acuerdo con AKTUA.

Con todo, el beneficio después de impuestos del Banco asciende a 143 millones de euros, un 70% más que el año pasado.

Valoración.

Ibercaja ha obtenido un beneficio neto de 143 millones de euros en 2016, un 70% más que el año anterior, en un contexto de tipos de interés en mínimos e intensa competencia en el mercado, apuntan desde la entidad financiera. Estos resultados se han conseguido "gracias al dinamismo de la actividad con clientes, fruto de un consolidado modelo comercial, en el que destaca la contribución de los proyectos de banca personal y banca de empresas", añaden.

Señalan que el impulso a la concesión de créditos se ha visto reflejado en las nuevas formalizaciones realizadas por importe de 5.200 millones de euros a lo largo del año. De este importe, 2.856 millones se han otorgado a empresas y autónomos (+21% interanual) y 1.013 millones a hipotecas para compra de vivienda (+67% interanual).

Los recursos de clientes gestionados por la red comercial de Ibercaja superan ya los 51.000 millones de euros, y avanzan un 2,7% en el año. En particular, los recursos fuera de balance (fondos de inversión, planes de pensiones y seguros de ahorro) experimentan un comportamiento destacado, con un crecimiento del 11,1% interanual, aproximándose a los 21.000 millones de euros.

Se necesita un mensaje!