DIARIO DIGITAL DE INFORMACIÓN ECONÓMICA Y FINANCIERA -

Exploraremos la colaboración con fintech

Entrevistas | Xavier Ventura, director general de Arquia Banca

Arquia Banca está en el buen camino para cumplir con las metas del plan estratégico. Esta fue una de las valoraciones más destacadas que hizo a Banca 15 el director general de Arquia Banca, Xavier Ventura,  que dejó claro que están abiertos a tratar con los nuevos players.

José María Lanseros

— ¿Cómo marcha el plan estratégico dr Arquia para el periodo 2016-2019?

Establecimos objetivos de volumen y negocio y otras metas más ligadas con crecimiento. Nos planteamos crecer inorgánicamente y estamos muy satisfechos porque pudimos cerrar dos operaciones de compra: Profim y Caja de Abogados, a finales de 2016 y 2017, respectivamente y estas operaciones nos han dado más posibilidades de llevar a nuestros clientes servicios que no teníamos desarrollados como la banca privada.

En cuanto a volúmenes, estamos en línea con lo previsto en el plan estratégico 2016-2019, ya que preveíamos un aumento del 50% y vamos a cerrar este año en línea con esa meta.

En este punto, otros pilares estratégicos fueron la migración tecnológica y la formación de nuestros empleados. De este modo, migramos toda la informática a una nueva plataforma, un proceso que acabamos en mayo pasado y que se hizo bien, aunque hubo algunos errores al inicio. Mientras, en el caso de los trabajadores, era muy importante la formación en lo relacionado con habilidades, por ejemplo, con el tema de Mifid-2. Esta norma no se dibujaba en 2016, pero para potenciar la banca privada, queríamos que nuestros empleados estuvieran en su mayoría formados para asesorar y, de hecho, el 90% de las personas que trabajan en nuestra red comercial está formada para asesorar, lo que es importante para nosotros porque tenemos estructura de distribución en toda España y, por tanto, necesitamos que cuando un cliente vaya a una oficina de Arquia Banca esté bien asesorado, independientemente de que tengamos asesores de banca privada de Profim. Se trata de que desde el inicio el usuario ncuentre que esta relación es diferente respecto a otras entidades financieras.

— ¿Qué línea siguen ustedes desde el punto de vista de los clientes?

Hay varias líneas, pero destaca la captación de usuarios y trabajar nuestra base interna de clientes.

La captación será clave en el nuevo plan estratégico, pero no tanto en el sentido de captar por crecer sino de vinculación del usuario y tenemos que continuar atrayendo clientes que les interesen los servicios que estamos dando y ser capaces de ofrecer un servicio más a medida. En segundo lugar, tenemos que trabajar nuestra base interna de clientes. En los últimos años hemos crecido mucho en cuanto a clientes por las compras y el crecimiento orgánico y tenemos un potencial muy elevado de crecimiento interno, de manera que seamos capaces de ofrecer servicios que los clientes valoren y de este modo que aumente la cuota de cliente, es decir, que tengan más cosas con nosotros que con otros competidores que existen.

— ¿Cómo les ayudará la tecnología en esta tarea relativa a los clientes?

El cambio de plataforma se dirige a enfocar la posibilidad de dar un servicio que sea mejor sin venir a las oficinas. Al respecto, el 70% de nuestros clientes operan habitualmente por banca online, siendo este porcentaje una ratio de las más elevadas del sector, si bien es cierto que tenemos unos clientes con una cultura tecnológica más elevada.

Este cambio nos tiene que permitir que los clientes de Arquia Banca no solo accedan para consultar sus cuentas sino para operar, contratar productos o pedir asesoramiento mediante la plataforma y trabajar desde distintos canales.

Esta es una cuestión que tenemos que potenciar desde ahora.

— ¿Cuánto ahorrará Arquia Banca con la nueva plataforma tecnológica?

Esto hay un modo de medirlo: el coste de la plataforma y lo que si tendremos es un ahorro del 10% en cuanto al coste informático. Ahora, la migración no la hemos hecho por los costes que ahorraremos sino por ganar eficiencia, algo que no es solo una cuestión económica sino de destinar más recursos para atender a los clientes. En este sentido, el ahorro será de un empleado por oficina, lo que se plasma en un ahorro de un 20% del tiempo, es decir que tendrán un 20% más de tiempo que antes se dedicaba a actividades administrativas y que ahora se puede dedicar a cuestiones como asesorar. De ahí la importancia de una red formada para que los empleados puedan hacer otras tareas.

— ¿Cómo es el paso de ser una cooperativa de crédito a un banco?

He de señalar que ha habido mucho trabajo interno en Arquia Banca y no ha sido fácil porque no había un camino establecido para el paso de cooperativa a banco. La ley de cambios estructurales data del año 2015 y no se había hecho ninguna transformación de este tipo con el nuevo texto legal, lo que ha significado que muchas veces hemos ido aprendiendo en el mismo proceso.

En este sentido, el cambio de forma societaria a sociedad anónima (S.A.) no afecta al funcionamiento del banco. Así, los cooperativistas han pasado a ser accionistas y pueden comprar o vender los títulos, pero antes también porque una cooperativa de crédito también podía comprar las participaciones. El espíritu de la entidad es el mismo, si bien hay que señalar que de cara a los planes de futuro, nos aportaba más la estructura de sociedad anónima si se diera la posibilidad de que pudiéramos seguir creciendo de modo inorgánico.

NOTA: La entrevista completa se puede consultar en el número 539 de la revista Banca 15.

Se necesita un mensaje!