DIARIO DIGITAL DE INFORMACIÓN ECONÓMICA Y FINANCIERA -

Gortázar se muestra convencido de que habrá acuerdo para formar Gobierno en las próximas semanas

Resultados | Primer semestre

99_Caixa2T-19.jpg

El consejero delegado de Caixabank presentó los resultados hasta junio, en los que la entidad obtuvo un descenso en el beneficio del 52%, tras el impacto del ajuste laboral.

Gonzalo Gortázar, consejero delegado de Caixabank, ha señalado hoy acerca del fracaso de la sesión de investidura que “la falta de Gobierno no es una buena noticia” por lo que añadió que “sería conveniente que en las próximas semanas tuviéramos un Gobierno”. Es este sentido dijo que “esperamos que los representantes políticos elegidos por la ciudadanía trabajan en las próximas semanas para poner remedio a esta situación”. Y aseguró que “estoy convencido de que van a trabajar por ello” para reafirmarse diciendo que “espero y tengo la confianza de que sea así”.

Gortázar hacía estas declaraciones en el transcurso de la rueda de prensa celebrada hoy en su sede de Valencia para presentar los resultados correspondientes al primer semestre de este año, en los que la entidad ha registrado una fuerte caída del beneficio del 52,1%, con 622 millones de euros alcanzados frente a los 1.298 del mismo periodo de 2018.

Esta caída se explica por el impacto que ha supuesto el coste del ERE que la entidad puso en marcha hace unos meses y que ha restado 978 millones brutos (685 millones de euros netos) al beneficio. Sin esta partida la entidad habría obtenido un incremento en el beneficio del 0,7%, por lo que Gortázar destacó, una vez más, la fortaleza comercial de la red, que le ha brindado una “mejora de la posición competitiva”.

Ajuste laboral finalizado

A este respecto, el consejero delegado dijo que “la cifra más sobresaliente es ese coste de 978 millones que nos va a permitir ahorrar” ya que “nos hemos anticipado a lo que va a venir en los próximos años y hemos podido avanzar satisfactoriamente sin alterar nuestro pulso comercial”. Y esto es una afirmación en la que incidió varias veces en la rueda de prensa justificando el ajuste laboral que ha emprendido la entidad y que además le ha llevado a cerrarlo antes de tiempo, ya que los trabajadores afectados abandonarán la entidad en los días que restan del mes de julio.

Gonzalo Gortázar descartó que vayan a realizar un nuevo ajuste laboral al menos en el periodo comprendido en el presente plan estratégico, que finaliza en 2021. “La medida principal era esta y hemos querido anticiparla en un entorno difícil” para añadir que “honestamente pienso que después tampoco” se emprenderá un ERE.

Repercutir el coste de los depósitos

Ante el prolongado escenario de tipos a cero y negativos refrendado en la reunión de política monetaria del BCE celebrada precisamente ayer, Gortázar rechazó de plano que vayan a cobrar a los clientes minoristas por tener sus depósitos, “No vamos a trasladar el coste a los clientes minoristas”. A su juicio, en la relación del cliente con la entidad, la cuenta corriente es solo una parte, por lo que se busca la rentabilidad en otros productos. Si admitió, sin embargo, que en los saldos elevados de partidas corporativas y empresariales sí que están cargando intereses negativos.

La entidad ha logrado un hito este trimestre y es que ha superado por primera vez los 600.000 millones de volumen de negocio, lo que supone un crecimiento del 4,9%. Consigue una penetración de clientes en España del 29,3% y crecen en clientes vinculados, es decir los que tienen tres productos o más, un 4%, destacándolas nóminas domiciliadas de las que entidad ya tiene 4,1 millones con un crecimiento del 5,1% y una cuota de mercado del 27,3%, 49 puntos básicos mas que en diciembre de 2018, por lo que el consejero delegado dijo que para esos 4 millones “somos su primera entidad”.

El consejero delegado destacó también “la caída fuerte de la morosidad” con una ratio del 4,2%, que está “un 25% por debajo de la media del sector”, según confirmó Gortázar y confirmó la buena marcha del crédito que sube un 2,7% en el bruto, mientras que la cartera sana aumenta un 3,3%

Gonzalo Gortázar quiso resaltar una paradoja del semestre y es que indicó que, con tipos de interés en negativo, los recursos en balance tienen un impacto negativo por lo que “el éxito comercial no necesariamente se refleja en el trimestre que se consigue”. Se produce “una dicotomía entre el éxito comercial y su reflejo en el margen de intereses en particular”, indicó.

Se necesita un mensaje!