DIARIO DIGITAL DE INFORMACIÓN ECONÓMICA Y FINANCIERA -

BMN quiere implantar un plan de igualdad

Informes | RSC

17_Ç.jpg

El plan de Banco Mare Nostrum (BMN) desarrollará “medidas de conciliación relativas a permisos de maternidad, permiso de lactancia, traslados para víctimas de violencia de género y permisos retribuidos”.

La entidad hace alusión a esta intención en el marco del tercer Informe de Responsabilidad Corporativa, relativo al año 2014. Este documento, “refleja el esfuerzo de la entidad en la generación de valor para todos sus grupos de interés, mediante una firme política de responsabilidad corporativa, que adquiere especial relevancia en una coyuntura socioeconómica como la actual”.

Según la entidad, “BMN impulsa principios de RSC en toda su estructura, a través de la gestión estratégica. Así, los criterios éticos están presentes en la toma de decisiones y en la actividad diaria del banco”. “BMN mantiene un diálogo permanente y fluido con sus grupos de interés, basado en los principios de transparencia, honestidad y claridad. Su objetivo es detectar y profundizar en el conocimiento de sus necesidades con el fin de ofrecer respuestas prácticas y eficaces”, dijeron. En este sentido, cabe destacar el importante avance realizado por el banco para implementar la práctica totalidad de las recomendaciones incluidas en el Código de Buen Gobierno de las sociedades cotizadas de la CNMV”.

INFLEXIÓN

“El año 2014 ha supuesto un punto de inflexión para BMN, tras la culminación de un ciclo centrado en la reestructuración y el saneamiento de la entidad. Todo ello, le ha permitido poner en valor su franquicia regional, su modelo de banca de proximidad, fundamentalmente para particulares y pymes, y un fuerte compromiso social en su ámbito de implantación el arco mediterráneo.

En este marco, en el banco remarcan que “la red comercial de BMN está equilibrada entre áreas urbanas con un elevado atractivo económico y áreas rurales en las que ha conseguido una sólida imagen de marca y en las que opera para prevenir la exclusión financiera”. “En este sentido, el 65% de las sucursales se localizan en ciudades de menos de 50.000 habitantes, y el 35% restante, en núcleos de más de 50.000 habitantes.

Se necesita un mensaje!